Miradas

No hace falta ser poeta para expresar que una mirada tiene el poder de estremecerte, sin que seas capaz de recordar el color de esos ojos que te contemplaban. Verde, azul o marrón se difuminan como un velo transparente que te abre paso hacia el corazón mismo de quien te mira durante un segundo eterno.  No es necesario ser un dios para conocer la sensación exacta que experimentarías al viajar en el tiempo; el aliento cálido que escapa de unos labios puede transportarte a los confines del universo con tan solo rozar tu piel, con que apenas intuyas su tacto. Así de fugaz e intenso puede ser el primer instante en el que dos almas similares se cruzan. 
Photo by Charlie_W on Foter.com / CC BY-NC-ND

2 respuestas a “Miradas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s