Agua

Sumergirse en el agua es fundirse con ella, con el hálito de un viento que no sopla. Solo has de dejar que el líquido te acaricie y te envuelva como una segunda piel, penetrando por tus poros, adaptándose a tu cuerpo como si quisiera poseerlo. La forma aerodinámica que eres se prepara para volar. Un paso, dos… y saltas. Y en vez de ascender te precipitas con la incertidumbre de un suicida… Brazos por alas, piernas como cola de pájaro, ojos clavados en un horizonte de libertad. Así surcamos un cielo denso que ralentiza la realidad y avanzamos por el lento transcurso de los sueños conteniendo el aliento. Nos convertimos en seres etéreos, en jinetes a lomos de una fantasmal brisa húmeda que borra las lágrimas adheridas a nuestras mejillas desde el origen del tiempo. Desde que aprendimos a respirar para no morir. 

Photo credit: Foter.com

One thought on “Agua

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s